Páginas vistas en total

lunes, 14 de abril de 2014



escandaloso. más de mil detenidos

jóvenes en Cocha concurren a fiesta con drogas

Más de mil adolescentes, entre los 14 y 18 años, fueron sorprendidos el Día del Niño en una fiesta en la que se encontró paquetes de marihuana, pipas, psicotrópicos y bebidas con hasta 68 grados alcohólicos.


La alerta comenzó a partir de una invitación que se difundía a través del Facebook y el WhatsApp. “La fiesta será de seis de la tarde a seis de la mañana”, decía el anuncio, informó el jefe del operativo, Nelson Miranda. 

Los jóvenes, principalmente de colegios privados, eran citados a lugares como el Cine Center y El Prado -para aprovechar el WiFi- donde adquirían los pases a la fiesta, unas manillas de papel, a 40 bolivianos cada una.

“No tienen un lugar fijo, son fiestas itinerantes y se comunican por el Facebook. Un día contratan un restaurante, después alquilan una casa y así los padres piensan que sus hijos están entrando en una casa de familia o un cumpleaños”, informó Miranda.

Los vendedores -algunos menores de edad- eran los encargados de cerciorarse que los clientes no sean mayores. 

Al promediar las 23:00 horas los jóvenes empezaron a subir fotos de jovencitas fumando de una pipa -aparentemente marihuana- en pleno baile. 

Cuando el consumo de bebidas alcohólicas y marihuana empezó a generalizarse, se dio la luz verde para proceder con el operativo. Más de 200 policías en 20 vehículos -entre camionetas, buses, ambulancias y un carro bombero- llegaron hasta el lugar, un restaurante en la avenida Simón López. 

Los policías separaron a los menores de edad de los mayores de 18 años. Solo alrededor de 100 a 200 jóvenes tenían más de 18 años. “Se pasan los policías, si se dijo que es una fiesta de colegio, obvio que van a haber menores”, reprochaba una adolescente de 15 años. 

Policías de la fuerza antidrogas rastrillaron los jardines donde encontraron cuatro sobres y una lata de marihuana, pastillas de diazepam, botellas de licor seco, cerveza, vodka y otros como Four Loko, que podrían causar en los jóvenes paros respiratorios, arritmias cardíacas, un coma etílico e intoxicación. 

Es por esto que 10 personas, el propietario del restaurante, organizadores y meseros fueron puestos a disposición del Ministerio Público bajo los cargos de corrupción de menores y atentado a la salud pública. 

Mientras tanto, desesperados padres de familia llegaban al lugar, algunos saliendo de la cama y otros de festejos nocturnos. Acreditando su vínculo familiar, los adolescentes eran entregados a sus progenitores. “¿Qué ha pasado hijito? “Ya mi amor, vámonos”. “Qué susto, que bueno que estés bien”. “Pero los que tienen la culpa son los organizadores. ¿Cómo les van a vender alcohol y drogas si son menores”, eran los comentarios de padres.

Tampoco faltó el padre que indignado, sacó su cinturón y golpeó a su hija como reprimenda.

En algunos casos llegaron padres en estado de ebriedad, hermanos o tíos, por lo que 62 adolescentes fueron trasladados hasta la FELCC. Segmento uno de crónica de OPINION

viernes, 4 de abril de 2014

fuente del Gobierno. por tanto se puede o no creer lo que dice. narcos de Colombia y Brasil en Yapacaní están en instituciones públicas (?) son empleados del Gobierno? culpa a la Alcaldia de oponerse al cuartel policial.

El viceministro de Defensa Social, Felipe Cáceres, afirmó ayer que narcotraficantes colombianos y brasileños operan en Yapacaní. “Son emisarios que manejan plata para acopiar droga y llevarla a laboratorios”, dijo.

La autoridad alertó sobre el poder económico del narcotráfico en ese municipio cruceño que incluso controla grupos civiles y autoridades. “Están parapetados en instituciones públicas”, reveló Cáceres a Los Tiempos, luego de evaluar las tareas de erradicación de coca ilegal en Paractito.
El viceministro Cáceres señaló a autoridades ediles y a supuestos “emisarios” extranjeros como artífices de los conflictos suscitados la anterior semana en torno a la construcción de un cuartel de la Unidad Móvil de Patrullaje Rural (Umopar) en el municipio de Yapacaní.
“Tenemos información que hay colombianos y brasileños que estarían operando en la ciudad de Yapacaní, son emisarios que manejan plata, que recolectan droga para llevar a algún laboratorio”, dijo Cáceres que ayer se desplazó al Chapare para participar de una jornada de erradicación.
Cáceres sugirió que detrás del pedido de autoridades municipales de que el cuartel de Umopar se construya fuera de la mancha urbana, existiría una complicidad de por medio.
“El Alcalde ahora dice que esa área ya es urbana, rápidamente por motivo del conflicto la Alcaldía ha ampliado muy rápidamente”, dijo Cáceres.
Acusó a los miembros  del Comité de Defensa de Yapacaní, de desinformar a la población “están parapetados en algunas instituciones públicas y civiles”.
Cáceres dijo que entre el 50 y 60 por ciento de la actividad del narcotráfico que se genera en el país se concentra en Yapacaní, y esa es una razón suficiente para  la construcción del cuartel.
“Sí o sí, vamos a construir. En Yapacaní lastimosamente hemos encontrado laboratorios de droga”, dijo.
Cuartel Umopar
La semana pasada el Gobierno inauguró la construcción del nuevo cuartel de Umopar, hecho que generó violentas protestas de los pobladores de Yapacaní.
El proyecto que será construido en una superficie de 32 hectáreas, cuesta un millón de euros y es financiado por la Unión Europea (UE) a través de la Secretaría de Coordinación del Consejo Nacional de Lucha Contra el Narcotráfico Ilícito de Drogas (Conaltid).
Convenio con Perú y Brasil
Cáceres dijo que la inaccesibilidad a las plantaciones de coca en las fronteras de Perú, Brasil y Bolivia por falta de caminos hace que los convenios de lucha contra el narcotráfico acordados entre los tres países no puedan cumplirse a cabalidad.
“La falta de infraestrutura es uno los mayores obstáculos para el éxito de las tareas de erradicación”, dijo.
 “No hay caminos, no hay puentes. Del lado boliviano es peor la situación, porque nuestros soldados para llegar ahí tienen que caminar tres o cuatro días, tienen que dormir en el monte”, según el Viceministro.
De acuerdo al último reporte del Viceministerio de Defensa Social y Sustancias Controladas, en la zona de Apolo (norte paceño) se habría terminado de erradicar la totalidad de coca ilegal.
Dijo que con la llegada a territorio nacional de los dos helicópteros Súper Puma, aprobado por autoridades del Conaltid se “observarán mejores resultados en las tareas de erradicación”, dijo.
En el campo del espacio aéreo el Gobierno compró seis aeronaves K8 que según Cáceres están siendo equipados con radares.
Jornada de erradicación
A las 4:30 de ayer en la localidad de Paractito un grupo de medios de comunicación de Cochabamba acompañó a los erradicadores de coca en una de sus jornadas. Caminatas largas, cruce de ríos y una fuerte custodia policial es lo que se ve mientras la columna de soldados se dirige por estrechos senderos al área de erradicación.
Cuando se llegó al área, los soldados comenzaron a sacar la coca, esta vez armados de picotas. En la oportunidad el Gobierno entregó “Emblemas de Oro”, al personal de la Fuerza de Tarea Conjunta (FTC) que participó en los conflictos de Apolo (La Paz), donde efectivos policiales y militares fueron emboscados por cocaleros.
Este año el Gobierno nacional se fijó como techo cortar más de 10 mil hectáreas de coca, según los ocho estudios sobre el consumo legal de coca realizado con financiamiento de la Unión Europea. Bolivia necesita sólo 15 mil hectáreas para el consumo, pero esta cifra se aleja de la realidad pues según el monitoreo que realizó el Gobierno, en el país hay 25.300 hectáreas.

jueves, 3 de abril de 2014

yungueños reiteran que producen más coca en sustitución del café y de los cítricos que producían en la región y que comercializaban en todo el país y hasta podían exportar a Chile y Perú. la coca se cosecha cada tres meses y rinde más, el kilo de coca cuestra 7.4 dólares y genera un enrome ingreso, hace dos años el cultivo llegaba a 25.300 hectáreas. cuántas serán hoy en día?

Los comunarios de Los Yungas de la Paz dejaron, en los últimos años, de producir cultivos de cítricos y café de manera paulatina y optaron por reemplazarlos por plantaciones de coca, debido a la creciente demanda que tiene la hoja milenaria en los mercados del país y la facilidad que implica su siembra y cosecha.
En un recorrido realizado por la ANF el 27 y 28 de marzo pasado a los Yungas, un grupo decomunarios de la población de San Juan informó que en los últimos años existían importantes plantaciones de cítricos (naranja, mandarina, pomelo y lima, entre otros, así como cafetales y platanales. Sin embargo, esta producción se redujo.

Los pobladores yungueños explicaron que los cafetales, cítricos y frutales, en general son más difíciles de cultivar, porque existen una gran variedad de contingencias que deben enfrentar, como los hongos y plaga de insectos, que afecta la producción.
A esto se suma que estos productos tienen menor demanda en el mercado interno a comparación de la coca que es muy resistente a las plagas, cambios climáticos, es de fácil labranza y se puede cosechar cada tres meses, lo que deja una mayor rentabilidad económica a las familias cocaleras.
De acuerdo con el informe 2013 de la Oficina de las Naciones Unidas Contra la Droga y el Delito (Unodc), el precio promedio de hoja de coca comercializada en los mercados autorizados en el país es de 7.4 dólares por cada kilogramo, que genera anualmente 332 millones de dólares equivalentes al 13 por ciento de la producción agrícola en Bolivia.
Asimismo, la Unodc informó que el año 2012, Bolivia tenía 25.300 hectáreas de coca, más del doble de las 12 mil hectáreas permitidas por Ley 1008 para usos tradicionales y medicinales.
La ANF realizó un video mostrando los testimonios de los comunarios yungueños que ahora se dedican con mayor intensidad a la producción de cocales.

lunes, 31 de marzo de 2014


llamada también "el segundo Chapare"
Yapacaní no acepta control sobre la coca



Hace años que el municipio de Yapacaní es algo así como el “nuevo Chapare”, la extensión de núcleo más importante de producción de cocaína hacia el departamento de Santa Cruz. Alrededor de esta estratégica ciudad de la provincia Ichilo se han consolidado verdaderas zonas rojas, como San Germán, donde han sido descubiertas cientos de fábricas de droga y han detenido a ciudadanos colombianos y de otras nacionalidades en gigantescos laboratorios clandestinos.

En la zona se han dado casos de narco-comunidades y hasta el presidente Morales lamentó públicamente que dirigentes ligados al oficialismo estén involucrados en actividades ilícitas. Hay denuncias de que en los alrededores funcionan células de narco-terroristas, sobre todo en la reserva del Choré, un lugar que se ha vuelto impenetrable. 

Las denuncias indican que toda esta “industria” floreció bajo la protección o al menos gracias a la indiferencia y la permisividad del régimen, dueño de un apoyo popular superior al 80 por ciento en esa región. El Gobierno está impulsando la creación de un cuartel antidrogas en Yapacaní, propuesta que ha generado la ira popular. Toda la institucionalidad y dirigencia política del lugar se ha volcado en contra del control y obviamente amenazan con devolver la “traición” en las urnas.

jueves, 27 de marzo de 2014

abrumados por la noticia política de Soza, de Ormachea, del Vice García y Boa, del juicio que en SC no va, ni atrás, ni adelante, olvidamos recabar información sobre la Asamblea celebrada en Viene por los miembros de la Convención contra la Droga y el Crimen.



Bolivia rechaza la despenalización


Mauricio Aira

Bolivia concurrió como otros 174 países a la última Asamblea de NNUU contra la Droga y el Delito y ratificó como la casi totalidad de naciones, su voluntad de continuar luchando contra el tráfico de drogas y desechar toda idea de legalizar las mismas. Al mismo tiempo los delegados bolivianos han ratificado los grandes principios de la Convención contra las Drogas, conviene por tanto, refrescar nuestra mente acerca del gran riesgo para la salud a nivel mundial que representa el narcotráfico.
Los problemas que origina el consumo tienen todavía que ver con el VIH/SIDA, la hepatitis, la tuberculosis, el suicidio, la muerte por sobredosis y con las enfermedades cardiovasculares. Recordar que al menos 3 millones de seres humanos consumidores de drogas inyectables son seropositivos. Los enfermos con SIDA se infectaron en un gran porcentaje mediante inyecciones con droga.
Por desgracia en nuestro medio, no todos saben que el sector más vulnerable al consumo masivo de drogas se da entre jóvenes y adolescentes, sea por la presión que ejerce sobre ellos el medio en que actúan, sea la curiosidad de drogarse, o la baja autoestima por diversos factores especialmente problemas familiares, económicos, de convivencia. En Bolivia la atención a los toxicómanos es todavía insuficiente, no se toma en cuenta que se trata de la salud y no simplemente de la represión a los narco consumistas.
Otro punto de la agenda ha sido comprobar que los grupos delictivos transnacionales han establecido redes mundiales, que obtienen enormes utilidades merced a los ilícitos, las extorsión, las amenazas, grupos que han incursionado en la trata de personas, especialmente mujeres y niños para convertirlos en esclavos y prostitutas, en contrabandear armas, traficar con drogas y en algunos casos con materiales de alta peligrosidad. Estas agrupaciones corrompen y sobornan a funcionarios públicos, cometen fraudes y blanquean enormes sumas de dinero.
Focalizada la atención públicas en la resonancia de los grandes escándalos públicos derivados de BOA, Ormachea, Soza y el acoso judicial en contra de familias especialmente cruceñas, no hemos reparado en las recomendaciones de la Convención de Viena por la cual los gobiernos combatan a los grupos delictivos uniéndose hasta lograr un tratado poderoso contra la delincuencia organizada y que abarcaría la lucha contra el tráfico ilegal de armas, de emigrantes y personas y por supuesto contra la droga y el crimen.
Bolivia se ha comprometido penalizar la corrupción y los delitos de empresas y sociedades que actúan dentro de estos grupos delictivos organizados. A tomar medidas contra el blanqueo, acelerar trámites en casos de extradición, proteger a los testigos que ofrecen testimonio de los ilícitos, estrechar la cooperación entre países vía Interpol y otros también en previsión de hechos delincuenciales y en la formulación de medidas para combatir actos concretos de estas mafias.
No vamos a explayar los detalles del gran acuerdo, aunque sí subrayar el combate contra el blanqueo de dinero. Los expertos recomiendan establecer mecanismos para regular las instituciones bancarias. Prohibir cuentas  bancarias anónimas, o con nombres falsos. Establecer unidades para reunir, analizar y difundir información sobre el blanqueo. Finalmente la Convención ha reiterado el uso de procedimientos adecuados en la extradición de delincuentes, concertando acuerdos entre naciones para hacerlos más eficaces. Registros (listas negras), incautaciones, facilitación de documentos originales en base a un “banco de datos”, admisión de testimonios técnicos, videos, internet, testimonios irrefutables.
Es de esperar que la recomendación de informar al público sobre estos delitos incluyendo la trata de mujeres y niños, también en forma preventiva hacia posibles víctimas o grupos de riesgo, sobre los castigos a los delincuentes y los peligros de vida y salud que corren las víctimas.
Se trató por tanto de asuntos urgentes e importantes que no han trascendido en nuestro país a los medios, menos al colectivo sujeto vital de este mundo de iniquidades que sigue a la Droga y el Crimen que las Naciones Unidas persiguen y condenan.



martes, 18 de marzo de 2014

Derechos Humanos demandó a Evo Morales decir la verdad y esclarecer las denuncias de Marcelo Soza. Ligia Pinto pidió aclaraciones porque a todos nos interesa llegar a la verdad. "hay muertes de por medio, por tanto preocupación"

La Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Santa Cruz (APDHSC) demandó este martes al gobierno de Evo Morales se diga la verdad y se esclarezcan las denuncias del exfiscal Marcelo Soza, que mediante una nota denunció varias irregularidades en el proceso del Caso Rozsa.

Ligia Pinto, presidenta de la APDHSC, pidió que las revelaciones efectuadas por Soza que involucran con presuntas irregularidades a algunas autoridades sean aclaradas, porque el mismo denunciante fue quien investigó denuncias de terrorismo.
“A todos y a cada uno de los bolivianos nos interesa que se llegue a la verdad. También yo estaría de acuerdo que aquí (en Santa Cruz) sean juzgados (los acusados), porque aquí se cometieron los delitos; entonces, hay mucha gente que sigue llorando y que está detenida sin tener un proceso justo y legal sean o no sean culpables”, afirmó.
Soza, tras su fuga a Brasil, denunció irregularidades en el operativo del Hotel Las Américas, en Santa Cruz, además sindicó a Carlos Núñez del Prado, exfuncionario del Ministerio de Gobierno, de estar involucrado en sobornos y compra de testigos falsos en este caso que comenzó con el asalto al Hotel Las Américas y la muerte de tres personas.
“Todos los excesos que se han cometido no son mi responsabilidad, como el operativo en el Hotel Las Américas de la ciudad de Santa Cruz, donde murieron tres ciudadanos europeos. Eso es responsabilidad de las autoridades que decidieron llevar adelante ese operativo, quienes nunca me consultaron estas acciones”, señala parte del documento.
La activista de derechos humanos sustentó que los bolivianos necesitan saber la verdad de los hechos del denominado Caso Terrorismo que tuvo muertos y enlutó a algunas familias extranjeras.
“Cuando hay muerte de por medio, ahí estamos, (donde se) vulneran los derechos de las personas ahí sí necesitamos que se aclaren (los hechos) y se haga justicia”, argumentó Pinto.

martes, 11 de marzo de 2014

Previus:
la restricción contra las drogas es mandato popular
padres de familia, maestros, políticos y profesionales en
contra de legalizar las drogas a favor claro los narcos.

Lo que expresa el matutito cooperativo OPINION
Si se confirma la presentación de un documento de la ONU en la próxima reunión de Viena, estaríamos frente a un nuevo enfoque que puede abrir una profunda discusión.
De acuerdo a una información difundida por la agencia española Efe un documento elaborado por la ONU para una reunión clave en Viena, señala que los objetivos en la lucha mundial contra las drogas no se cumplen hasta ahora, y sugiere, por primera vez, según los expertos, la “despenalización” del consumo de estupefacientes.

Este asunto está signado desde hace mucho tiempo por un debate mundial que concentra a grupos de personas que tienen opiniones divididas. Unos, plantean la despenalización porque consideran que una medida regulatoria en este sentido arrojará mejores resultados en la lucha contra la drogas, que hasta el momento no ha logrado resultados positivos, los otros, consideran que una medida en este sentido incrementará el consumo de drogas, convirtiendo a muchos países, poco menos, que en paraísos de los consumidores.

Lo que sí hay que dejar en claro es que la despenalización no supone una legalización ni liberar el acceso a la droga que de acuerdo a tratados solo puede usarse con fines médicos y científicos pero no recreativos. Es decir, según se ha explicado, el consumo seguiría siendo sancionable con multas o terapias obligatorias pero dejaría de ser un delito penal.

El Uruguay ha dado un paso importante hace poco, al legalizar el consumo de marihuana, controlado por mecanismos estatales en un desafío que como ha declarado su presidente José Mujica, es una apuesta muy grande.

De cualquier modo, que en medios del organismo mundial se hable sobre nuevos enfoques sobre el consumo de estupefacientes y mucho más sobre la “despenalización” resulta no solo novedoso, sino que puede abrir un camino al debate tantas veces inconcluso, porque desde luego, se trata de un tema polémico que tiene muchas aristas, desde las sociales, económicas y hasta políticas.

Uno de los justificativos para la “despenalización” del consumo de drogas estaría en la capacidad de una forma eficaz de “descongestionar” las cárceles y redistribuir recursos para asignarlos al tratamiento y facilitar la rehabilitación.

Si se confirma el planteamiento, que estaría en el documento que será presentando en una reunión en Viena, la discusión podrá centrarse en un nuevo enfoque donde los consumidores de droga no sean considerados delincuentes ni vayan a prisión, sino por el contrario, estarían en categoría de pacientes en tratamiento. Desde luego que resultaría un viraje importante, pero que no estará exento de la discusión y de posiciones que plantearán posiblemente los mismos argumentos que sostienen quienes están de acuerdo con la despenalización en el consumo de drogas y los que opinan lo contrario.

En la reunión de Viena también se conocerá la situación del problema de las drogas y si se han cumplido los objetivos pactados en 2009 para una década. Se anticipa que si bien se ha reducido el mercado de la cocaína y del cannabis, hay un incremento de nuevos estupefacientes sintéticos que avanzan en el mercado del consumo en todo el mundo.

El análisis en un momento en que se presentaría el documento referido a la reunión de Viena, debe motivar posturas a partir de un estudio serio y profundo, mucho más en nuestro país, que también tiene pendiente su pedido del reconocimiento legal de la hoja de coca, considerando que no se trata de ningún estupefaciente.